La Quilla: un restaurante que trabaja con la cultura

 

 

No solo los agentes culturales La Quilla  trabajan por la cultura, los espacios de ocio tradicionales también lo hacen. Quiero llamar la atención sobre un caso particular: un restaurante-terraza que programa actividades culturales en su local todo el año. Se llama “La Quilla” y esta situado en la zona de la caleta de Cádiz capital. Un local pequeño, con forma que quilla, que mira y enfrenta el mar. Desde hace años, sus propietarios Maribel Téllez y Rafael Manchuca, conscientes de que querían ser algo más que una local turístico frente al mar, han trabajado para que se perciba su restaurante como un espacio para estar, charlar, comer, leer, mirar, ver y participar. Dentro del local, disponen de una oferta de libros y periódicos que están a disposición del publico de manera gratuita. Son muchos los clientes que de manera habitual, se acercan a “la Quilla” no solo para para tomarse algo sino para ver que obras hay expuestas. Los propietarios han maximizado el espacio de sus paredes como espacio expositivo, al exponer tanto fotografía como pintura de artistas locales y nacionales que son seleccionados previamente por los dueños. Apoyados por la redes sociales y una buena estrategia de comunicación, invitan al público de la ciudad a las inauguraciones de sus mini exposiciones y presentaciones de libros así como a alguna charla que se programa de vez en cuando. Pretende ser además de restaurante, un espacio abierto a la cultura y al ocio. Ellos apuestan e invierten. Prueba de ello es el concurso de pintura rápida que convocan cada primavera. Se invita a que los pintores locales y aficionados, se inscriban en el concurso: durante una jornada realizan una obra cuyo tema son las vistas que se contemplan desde “La Quilla”. Ellos financian este concurso que otorga un premio en metálico y varios segundos premios. Una buena comunicación, el apoyo de la prensa y un jurado mixto de artistas y aficionados a la cultura, obran el milagro de convocar a un numero elevado de artistas y curiosos.

El objetivo que les guía es fomentar la pintura como expresión artística, y realizar una actividad cultural abierta a la participación de todos los ciudadanos en el entorno de La Caleta, así como buscar la implicación de comerciantes, instituciones, asociaciones y escuelas en el fomento de la pintura como expresión artística. No se puede pedir más. Iniciativa privada combinando el aspecto mercantil de su actividad con el fomento de las artes.

Definitivamente los tiempos han cambiado. Algo se mueve en la iniciativa privada. Estoy segura de que hay propuestas interesantes que se irán viendo, a medida que esta manera de entender la cultura, se asiente en nuestra forma de pensar y de sentir cuando hablemos y pensemos en el arte.

Compártelo en:

Leave a Comment